Equilibrios

"Todos los extremos son malos" es una frase que suelo repetir. Ya la tengo tan incorporada que no tengo idea de su origen.

La idea de equilibrio suele ser una suerte de solución para todos los problemas. Comer demasiada carne sin verduras no es tan saludable, pero comer exclusivamente verduras deja al cuerpo con déficit alimenticio que también necesita ser compensado. Entonces los nutricionistas hablan de dieta equilibrada.

Hay muchos ejemplos de equilibrios necesarios, pero buscar equilibrar todo tampoco es una solución universal.

Nuestra agenda tiene un espacio limitado. Y si tenemos una serie casi ilimitada de tareas por cumplir, se hace imposible repartir nuestro tiempo de manera equilibrada entre todos esos compromisos. Debemos elegir y debemos dejar algunas tareas afuera. Priorizar.

El equilibro de repartir nuestro tiempo entre los demás no es un equilibro real. Priorizar es conectar con nuestra identidad actual, eso es ego del sano, y conectar con ese futuro que tenemos deseado para nosotros mismos, más ego del sano.

Ese ego sano es el que a muchos nos hace falta para encontrar un equilibro verdadero nuestra vida.

Subscribe to Juan Cruz Obaid

Don’t miss out on the latest issues. Sign up now to get access to the library of members-only issues.
[email protected]
Subscribe